Amante de Albania: ¿Cuáles son sus rasgos?

albanian lover

El amante albanés y el mito que lo rodea. Normalmente, cuando las mujeres leen libros románticos se enamoran del personaje moralmente gris, apasionado y posesivo por la protagonista femenina.

Pues bien, el enamorado albanés tiene precisamente estos rasgos y más para convertirse en el personaje perfecto de un libro romántico.

Pero, ¿y en la vida real? ¿Es el amante albanés lo mejor que una mujer puede encontrar?

En este artículo vamos a enumerar algunos rasgos de un hombre albanés. Rasgos que pueden hacer que las mujeres se desmayen o convertirlo en un gran compañero.

Veamos cuáles son estos rasgos. La curiosidad:

El mito del amante albanés es tan fuerte que en España, en 2003, se publicó el libro «El amante albanés» se convirtió en uno de los 10 libros de ficción más vendidos durante mucho tiempo. El libro fue escrito por Susana Fortes.

Lealtad

El rasgo más atractivo de un hombre albanés es su lealtad.

Nunca abandona una relación fácilmente y está dispuesto a luchar por ella.

Esto le convierte en una persona devota, fiable y de fiar, cualidades muy buscadas en muchas relaciones.

Fuerte sentido de los valores familiares

El hombre albanés está tradicionalmente orientado a la familia y valora el comportamiento honorable.

Está increíblemente orgulloso de sus raíces, lo que le convierte en un gran compañero para alguien que quiere construir una relación fuerte con su media naranja.

Su compromiso con la familia significa que ama profundamente y se toma en serio sus relaciones, lo que le convierte en un fantástico marido o pareja.

Apasionado

El amante albanés es apasionado y muchas mujeres tanto extranjeras como albanesas pueden dar fe de ello. Por lo general, con un carácter melancólico y una personalidad dura, han demostrado ser excelentes hombres en la cama.

O incluso cuando se trata de la sólida relación que mantienen con su pareja. Una cosa es segura, su pasión es algo a tener en cuenta.

Trabajador

El albanés es un hombre trabajador y dedicado. Está dispuesto a esforzarse al máximo para alcanzar sus objetivos y asegurarse de que sus seres queridos están bien atendidos. Esto le convierte en un excelente proveedor, pero también en un socio fiable en cualquier empresa.

Su dedicación al éxito aporta emoción y profundidad a cualquier relación, haciendo que todo valga la pena.

Posesivo

El amante de Albania es posesivo en sus relaciones. ¿Se te ponen los pelos de punta cuando un personaje de un nivel romántico no permite que nadie toque o haga daño a su pareja?

Pues lo mismo puede decirse de los hombres albaneses y su posesividad hacia sus mujeres.

Esto puede ser un gran atributo para alguien que busca una relación afectuosa y comprometida.

Su posesividad proviene de un lugar de amor y lealtad, no de control, lo que lo hace aún más atractivo.

Protector

El amante albanés también es muy protector con su pareja femenina. Será el primero en salir en su defensa si alguien se atreve a amenazarla o hacerle daño.

Su fuerza y valentía pueden resultar inspiradoras cuando se trata de proteger a sus seres queridos y proporcionarles un entorno seguro. Además, puede proporcionar apoyo emocional en los momentos difíciles, lo que puede ser muy valioso para una relación.

Cabeza dura:

El hombre albanés es conocido por ser testarudo, y esto puede ser tanto una bendición como una maldición.

Por un lado, significa que defiende lo que cree y no se deja avasallar por nadie.

Por otro lado, puede dificultar el compromiso cuando surgen desacuerdos.

Es importante recordar que la comunicación es clave si se quiere mantener una relación sana.

Éstos son sólo algunos rasgos del amante de Albania.

La mayoría de estos rasgos son positivos, sin embargo cada experiencia es diferente para cada pareja.

Lo más importante es que la comunicación es la clave para entender y respetar las necesidades del otro en una relación.

Dinos, ¿estás de acuerdo o no? ¿Tienes algún otro rasgo que añadir sobre los albaneses? Cuéntanoslo.

Más artículos: